18 de septiembre de 2008

Mercadotecnia II - Consecuencias de un mal estudio de variables




5 comentarios:

Anónimo dijo...

Sabe dios que habrá detrás de esa persona montando su carretilla. El desierto nos puede estar dando una pista.
Nos has pensado que suerte tienes de no estar sentado allí detrás de esa caja amarilla, preocupado por que te alcance el hielo seco?

Marisela dijo...

Buena...pero faltan datos no???
A veces las primeras impresiones nos engañan...

Anónimo dijo...

Naaa, el tipo no estaba vendiendo helados ni cagando. Fácil está metido en el contrabando.

El Dueño de los Cajones dijo...

Casi me haces llorar.

Anónimo dijo...

D'Onofrio..., ¿lejos de tí?